Blogia
La Torre de Hercules

De robos de ordenadores y botines cambiantes.

El mes pasado fue sustraido cierto material informatico en el hospital Juan Canalejo. Hasta ahi nada raro, pero leo esto en diferentes periodicos, sobre la detencion del autor. Fijaos en la negritas:

Empecemos por El Ideal Gallego:

" Un hombre de 36 años, vecino de A Coruña, y que responde a las iniciales C.M P. D., fue detenido por agentes de la Policía Nacional por un delito de robo con fuerza de cuatro ordenadores y maquinaria en el Complejo Hospitalario Juan Canalejo, por un importe que supera los 17.500 euros. Lo curioso del asunto reside en que el presunto delincuente había estado ingresado en dicho hospital la noche en la que sucedieron los hechos.

La investigación policial partió de una denuncia presentada por el coordinador de seguridad del Canalejo que aseguró que, entre el día 29 y 30 de octubre, habían sustraído cuatro equipos informáticos completos. Dos de ellos pertenecían al propio hospital y otros dos a empresas que prestan servicios en él. Todos los ordenadores se encontraban en la misma planta, tres de ellos en el servicio de admisión y el otro, en una oficina aparte. En esta última, el delincuente tuvo que romper un cristal para poder acceder a la habitación.

A su vez, la misma noche en la que desaparecieron los ordenadores, el encargado de una empresa que realiza obras en las cocinas del centro, denunció el robo de cuatro motobombas. Los aparatos se encontraban en una ubicación idéntica a la de los equipos informáticos, aunque en la planta superior. Las investigaciones de la Policía Científica llevaron hasta el sospechoso, que había estado ingresado como paciente en el centro a mediados de octubre.

Tras prestar declaración, el presunto ladrón se comprometió a devolver todo el material informático. Desde el hospital confirmaron la recuperación de parte de dicho material, aunque la Policía continúa con las gestiones para encontrar las motobombas. "

Ahora pasemos a La Voz de Galicia:

" Agentes de la policía nacional detuvieron a un hombre, C.??M.??P.??D., de 36 años y vecino de A Coruña, como supuesto autor del robo de distinto material informático, así como cuatro motobombas en el Complejo Hospitalario Juan Canalejo.

Los hechos se produjeron entre el día 29 y 30 del pasado mes de octubre. El caco se hizo con cuatro equipos informáticos completos pertenecientes al hospital, y dos ordenadores más propiedad de una empresa que presta servicios en el hospital. Todos los equipos se encontraban en la misma planta, y tres de ellos estaban el mostrador de admisión. Para poder hacerse con la cuarta terminal, C.??M.??P.??D. tuvo que romper un cristal para acceder a la oficina. El mismo día del robo también desaparecieron cuatro motobombas, valoradas en 12.400 euros, pertenecientes a la empresa que realiza las obras en la cocina del hospital.

Para llegar a la detención del supuesto ladrón, los agentes adscritos a la Policía Científica de la policía nacional desarrollaron un amplio dispositivo de investigación. Las pesquisas les permitieron enfocar los trabajos hacia C.??M.??P.??D., un hombre que había estado ingresado como paciente en el complejo hospitalario a mediados del mes de octubre. En esa fecha, concretamente el mismo día que esta persona fue dada de alta, el servicio de seguridad detectó la desaparición de un monitor instalado en unas oficinas a las que los enfermos no tenían acceso .

Los investigadores también descubrieron, en la madrugada en que desaparecieron los equipos, a un hombre conduciendo un coche por los aledaños del hospital y vestía el pijama oficial del Sergas. La descripción del enfermo coincidía con la del sospechoso. Además, los datos del vehículo se correspondían con el de su propiedad.

El delincuente fue detenido por la policía nacional, y, tras prestar declaración, se comprometió a devolver el material informático que guardaba en su vivienda. "

T para terminar, La Opinion:

" Agentes de la Policía Nacional detuvieron a un hombre acusado de robar material informático y maquinaria en el Complejo Hospitalario Juan Canalejo. El individuo, un coruñés de 36 años con iniciales C.M.P.D. estaba ingresado en el centro sanitario y fue dado de alta el mismo día en el que se cometió el primer robo. El detenido tiene una detención anterior en A Coruña por un robo con fuerza.

Los hechos ocurrieron a finales del mes de octubre. El coordinador de seguridad del Juan Canalejo se presentó en las dependencias policiales para denunciar que en los días 29 y 30 de ese mes habían sido sustraídos cuatro equipos informáticos completos, con sus correspondientes teclados, monitores, CPU y ratones, dos de ellos pertenecientes al hospital y los otros dos a empresas que prestan servicios en el mismo.

El jefe de seguridad del hospital coruñés señaló que todos los equipos se encontraban en la misma planta, tres de ellos en el servicio de admisión de los mostradores. El delincuente, para apoderarse del cuarto, tuvo que romper un cristal para acceder a la oficina en la que se hallaba situado, según fuentes policiales.

El encargado de una empresa que realiza obras en el Juan Canalejo denunció a su vez la sustracción de cuatro motobombas valoradas en 12.400 euros que se encontraban en la planta inmediatamente superior a la de los robos de los ordenadores.

La policía científica determinó, tras un reconocimiento ocular, que el principal sospechoso era C.M.P.D., que había estado ingresado como paciente a mediados del mes de octubre y que fue dado de alta la noche en la que se produjo el robo del primer ordenador.

Posteriores investigaciones llevaron a la policía a averiguar que el personal de seguridad del complejo hospitalario observó, en la madrugada en la que se produjeron las sustracciones, un vehículo que merodeaba alrededor del edificio. A los vigilantes les llamó la atención que el hombre que conducía el coche vestía un pijama como el de las personas que están ingresadas en el centro sanitario. La descripción que ofrecieron los vigilantes sobre este individuo corresponde plenamente con la del sospechosos y además los datos del vehículo corresponden con un coche de su propiedad.

La policía procedió a la localización de C.M.P.D., que fue detenido y conducido a dependencias policiales para la práctica de las diligencias correspondientes.

El presunto delincuente, tras prestar declaración ante la policía, se comprometió a devolver todo el material informático, que tenía escondido en su vivienda. Los agentes continúan con las investigaciones para localizar y recuperar las motobombas. "


DEjando aparte el curioso parecido de los tres articulos ( cosas de las notas de prensa, supongo ) no me queda nada claro que es lo que han robado? ¿ cuatro ordenadores? ¿Seis?

¿Dos del hospital y dos externos? La verdad es que las cifras me despistan. Eso si, me ha gustado el detalle de llevarse hasta los ratones :-).

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres