Blogia
La Torre de Hercules

Problemas por la suspension del desfile del Carnaval.

Reconozco que no soy demasiado de "disfrazarme" con un mono de trabajo,una mascara y salir a tocar los cojones con una botella de limpiacristales y tirando huevos, que es en lo que ha degenerado el carnaval coruñes en los ultimos años. Asi que, la suspension o no del desfile no es algo en lo que piense demasiado. Por eso, se me paso este daño colateral que encuentro en La Opinion:

" En el taller han quedado los trajes con los que un grupo de vecinos pensaba participar este año en la competición de Reina del Carnaval coruñés, una categoría que el Concello ha suspendido sin previo aviso por "falta de participantes en ediciones anteriores" y que deja sin recompensa a los que han gastado todo un año de trabajo y miles de euros en la confección de cada una de las vestimentas

GEMMA MALVIDO | A CORUÑA A simple vista son sólo estructuras metálicas, plumas de colores que se combinan, telas plateadas y destellos dorados, plataformas y quizá algo que se parece a una flor, pero son hasta doce trajes de reina de Carnaval desarmados y a medio rematar que 25 amigos confeccionan durante un año entero en el taller de Monte Alto de Trinidad Prado. Cada uno de los trajes cuenta con un presupuesto mínimo de 3.000 euros y un máximo de 5.000 euros que se han convertido en papel mojado tras el anuncio del Ayuntamiento de suspender -sin previo aviso- la categoría del concurso de Reina del Carnaval coruñés, que cuenta con una tradición de décadas y que, en principio, iba a celebrarse el 14 de febrero.

El Concello asegura que durante los últimos años no se han presentado "demasiados trajes", así que ha decidido suspender esta categoría del concurso, aunque ha mantenido otras. "No sé cuántos se presentaron otros años", dice una portavoz del Ayuntamiento, mientras que la diseñadora Trinidad Prado lo tiene muy claro: "Yo presento, cada año, una media de diez o doce trajes, además de todos los que vienen de fuera. Esta edición nosotros íbamos a participar con doce trajes, de Redondela querían venir seis personas, cuatro de Vigo y un señor de aquí, que llevaba muchos años sin concursar, iba a participar con un diseño".

Venganza y alternativas

Dice Prado que se puede tratar de una venganza, porque el año pasado le propusieron al concejal de Fiestas, Carlos González-Garcés, que les dejase "adornar y dar luz" a una de las carrozas de la Batalla de las Flores y que éste "se enfadó" y respondió que "ya se encargaría él de que nunca más volviesen a desfilar en A Coruña".

Ahora buscan soluciones para dar salida a los trajes que, "en los ratos libres de todo un año de trabajo", han confeccionado y buscarán patrocinadores para crear una gala alternativa, ya que el Concello renuncia a tener un Reina del Carnaval.

"Lo malo es que tenemos que hacerlo en un centro comercial o en algún lugar así, porque hay trajes de siete por siete metros y no podemos desfilar por la calle", se lamenta Prado que debe su "afición de lujo" a sus orígenes cubanos y al virus que le ha inoculado a su familia y amigos de crear trajes que son más que un disfraz, que son el atuendo de una reina. "No ganamos nada, pero con el concurso recuperábamos lo que habíamos invertido", dice esta diseñadora que ha concursado durante quince años en la gala coruñesa y cuyos trajes, a pesar de ser confeccionados a mano por su familia y sus amigos durante sus ratos libres, cuentan con un presupuesto que roza los 4.000 euros de media por traje.

Otro de los perjudicados es Manuel Rodela que, tras una década de absentismo, ha recuperado su afición de diseñador y ha creado un traje "para una nuera o una sobrina", cuyo material ha costado "3.000 euros" y que, a menos que el Concello recapacite o halle una solución alternativa, no competirá con los de los amigos de Trinidad.
"

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres