Blogia
La Torre de Hercules

Nuevo cuento: Esperando

Dedicado a Lady S****, como hacian los escritores franceses. Para vos, Milady, si quereis aceptarlo.

La mujer termina su café y lo paga, recogiendo la vuelta. Deja los 3 centimos sueltos de propina. Recoge su bolso y su paraguas y sale a la calle. Mira el reloj, aun faltan 8 minutos para que el salga.O eso cree, porque no sabe exactamente a que hora saldra hoy. Lo ha venido a recoger sin avisar, sin decirle nada de nada, con la ilusion de verlo, con el miedo de que el se enfade.Despues de todo, solamente son amigos,nada mas. No porque ella no tenga ganas de avanzar mas en la relacion, pero siguen siendo solo amigos. “¿Y si se enfada conmigo, por ser una atrevida?”

Mientras lo piensa siente en su estomago ese apretujon tan familiar, como de panico, miedo, excitacion, nervios. Se pregunta si los chicos sentiran esa misma sensacion o sera solo cosa suya y de su maldita timidez y falta de confianza en si misma. Se para delante de un escaparate. La calle esta desierta, hoy es festivo. Solamente dos mujeres, que seguramente esperan por alguien tambien.

Mira su reflejo en el escaparate, entre los telefonos moviles de la tienda. No esta nada mal, aunque parezca falsa modestia. Su rizado pelo esta perfecto, a pesar de las gotas de la lluvia. Su cara sin demasiado maquillaje, como sabe que a el le gusta. Solo los ojos y los labios, nada mas. Se arregla el cuello del jersey y se pone bien el bolso en el hombro. “Perfecta.”

Mientras pasea despacio bajo los soportales, se va calmando. Anda unos metros en una direccion, justo hasta ahi, hasta ese portal, se da la vuelta, anda en direccion contraria, hasta la cafeteria, vuelve a girar. Asi pasa el tiempo, paseando y pasando por delante de la puerta de su trabajo. De vez en cuando, cada veinte o treinta segundos, la puerta se abre y alguien sale, pero nunca es el. Ella se da discretamente la vuelta cada vez que oye la puerta, pero siempre es otra persona o un grupito. Algunos la miran, como preguntandose por quien espera. El tiempo entre salida y salida le parece eterno. Algunos de los hombres son esperados por sus parejas, novias, esposas, lo que sea. Ella siente el dolor de la envidia cuando los ve besarse o abrazarse. Continua su paseo, a un lado y a otro, mirando de vez en cuando su reloj, esperando que nadie imagine que ella no tiene derecho a estar aquí, que no tiene ninguna obligacion de venir a recogerlo.

Las 3:30, las 3:40, las 3:45. El siempre sale a las y media, o eso cree ella. “No importa”, se dice, “el relevo puede haberse retrasado, puede haber ido al servicio, estara tomando algo antes de salir, puede que este hablando en la cafeteria, lo esperare hasta las 4, y si para entonces no ha salido, me ire...”

Sigue andando, sin prisas, mirando al suelo, sus pantalones, sus botines.”Quizas deberia haberme puesto falda y zapatos de tacon”, seguro que a le gustaria verle las piernas, pero eso hubiera sido demasiado atrevido. Las 3:55, las 4:00, las 4:05.

“Hasta y cuarto. Entonces me ire, fijo. ¿Donde estas, chico? ¿Donde te has metido?” 4:10, 4:15. Pasea, ya sin esperar que salga, pero pensando que quizas ella se ha equivocado con la hora,que no salia a las tres y media sino a las cuatro y media. Para un dia libre que tiene a esa hora y el no sale. Puede que sea mejor asi, aunque no lo vea, el tampoco se enfadara con ella por haberlo ido a buscar.

Las 4:25, las 4:30. “Un ultimo giro, bueno, dos mas, en fin, o no has venido o sales a otra hora. Debo irme o aun pensaran que soy una buscona. El guardia ya me ha mirado 3 veces.” Da una ultima vuelta y se va. Esta vez no gira al llegar a la cafeteria, sino que sigue hacia su casa, aunque se parara antes a comprar la cena. Mientras se va, agradeciendo que no llueva, es incapaz de imaginar o saber que el ha pedido un cambiode turno para ir a esperarla por sorpresa a ella, en su trabajo, y que ahora esta tomandose el cuarto café de la tarde en la terraza situada justo enfrente de su trabajo, preguntandose por que ella no sale aun, si el se habra equivocado con su horario y si sera mejor asi, que no piense que la esta acosando.

Mientras las nubes se alejan y el sol sale timidamente, por unos momentos, el juego del cortejo sigue...
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

3 comentarios

maria -

me parecio muy hermosoque lindo

lady S**** -

si, era a las 3.30, menos los sabados q es a las 4. algun dia chocaremos al cruzar la esquina...

cio -

es precioso.Me encanta.Y a veces tan real...
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres